Conócenos

El origen de El Redoble se traslada a 1999. Durante nuestros dos primeros años de actividad la ubicación elegida fue San Vicente de la Barquera, sin embargo decidimos trasladarnos en 2001 a la localidad donde nos encontramos actualmente, Puente Arce. Para instalarnos, no pudimos elegir mejor, una casa de dos plantas, junto a la carretera Nacional, que antiguamente albergaba una fonda.

terrazaLa base de nuestra cocina es tradicional, pero le añadimos un toque actual acompañado de un aire mediterráneo lo que convierte a cada uno de nuestros platos en una experiencia única en el paladar. El arroz tiene reservado un hueco muy especial en nuestra cocina, convirtiéndose en nuestro plato estrella.

Rigor y profesionalidad, son los pilares sobre los que se sustenta El Redoble. Cuidamos a cada uno de nuestros clientes, ya que son los que nos motivan cada día a abrir las puertas del restaurante. Por ello, el trato es cercano envuelto en un ambiente acogedor. Cada detalle se mira con lupa, ya que las pequeñas cosas son las que marcan la diferencia.

Contamos con varios reconocimientos en guías gastronómicas de prestigio como la Guía Michelín que nos califica como establecimiento “Bib Gourmand” y por otro lado, la Guía Repsol nos considera “Establecimiento recomendado”. Cabe resaltar nuestra excelente calidad-precio, principal razón para ser mencionados en estas guías.

Nos definimos como un restaurante con personalidad propia, así llevamos trabajando 15 años, para conseguir que cada cliente disfrute de un trato especial y de una experiencia gastronómica original y diferente.

El Redoble cuenta con 3 zonas diferenciadas, para que el cliente elija la más adecuada en cada una de sus visitas. En el bar sebarricas respira un ambiente cálido. Para los días fríos de invierno, nuestra chimenea hace las delicias de todos los que nos visitan. Aquí podrás disfrutar de nuestra oferta más informal con nuestra carta de raciones y picoteo, elegir entre nuestra amplia gama de cervezas, gintonics, mojitos y combinados o decantarte por alguno de nuestros cafés y tés especiales, ya sea en nuestra barra, en las mesas o en nuestra zona de barricas. Solo tienes que elegir tu espacio preferido.

No podemos pasar de largo por nuestra soleada terraza, presidida por dos inmensos plataneros que convierten el exterior de El Redoble en un lugar privilegiado. Tomar un aperitivo, una copa o sentarse a comer bajo la sombra de esos árboles se convierte en un momento único.

Nuestro restaurante se caracteriza por ser espacio discreto y confortable donde comer en Cantabria. Cuenta con un espacioso comedor en el que cabe destacar la amplitud y distancia entre las mesas, algo que elogian nuestros clientes y confiere una cómoda y agradable estancia. 

La buena mesa está estrechamente vinculada al mundo del vino, por esta razón en El Redoble, la bodega merece una especial mención. Cada vino de nuestra carta se conserva a temperatura correcta y en su servicio se mima hasta el último detalle para que el cliente pueda disfrutarlo en óptimas condiciones. Más de 150 referencias, la mayor parte nacionales aunque también guardamos un pequeño rincón para los vinos internacionales y los champanes.